Conectar
Ir arriba

Asesinato en el Orient Express

Kenneth Branagh adapta de nuevo el clásico de Agatha Christie.

Kenneth Branagh dirige esta nueva versión de la famosísima novela homónima de Agatha Christie, reservándose además el papel protagonista: el del célebre detective belga Hercule Poirot, investigando aquí su más popular caso: el asesinato de un relevante personaje a bordo del popular tren.

En 1974, el realizador norteamericano Sidney Lumet lograba uno de sus mayores éxitos comerciales de esa década con Asesinato en el Orient Express, adaptación de la novela homónima de Agatha Christie que, sin ser uno de los mejores trabajos de su excelente director, llamó notablemente la atención gracias a la espectacularidad de su elenco de intérpretes: Albert Finney (como el detective belga Hercule Poirot, papel que le valió una nominación al Oscar como Mejor Actor), Lauren Bacall, Martin Balsam, Ingrid Bergman (que ganó un Oscar a la Mejor Actriz de Reparto por este film), Jacqueline Bisset, Colin Blakely, Jean-Pierre Cassel, George Coulouris, Sean Connery, John Gielgud, Wendy Hiller, Anthony Perkins, Denis Quilley, Vanessa Redgrave, Rachel Roberts, Richard Kenneth Branagh dirige esta nueva versión de la famosísima novela homónima de Agatha Christie, reservándose además el papel protagonista: el del célebre detective belga Hercule Poirot, investigando aquí su más popular caso: el asesinato de un relevante personaje a bordo del popular tren. Widmark y Michael York. El éxito del film propició que sus productores, los británicos John Brabourne y Richard B. Goodwin, produjeran una serie de películas –entre ellas, Muerte en el Nilo (John Guillermin, 1978) y El espejo roto (Guy Hamilton, 1980)– basadas en otras novelas de Christie.

Un tanto sorprendentemente para los tiempos que corren, ahora es el irlandés Kenneth Branagh quien dirige y coproduce –junto con, entre otros, Ridley Scott– una nueva versión de Asesinato en el Orient Express, en la que, además, asume el papel protagonista, es decir, Hercule Poirot. La trama, firmada por el guionista Michael Green, es la misma que todos conocemos (se supone…). Nos hallamos en los años 30 del pasado siglo a bordo del Orient Express, el famoso tren de pasajeros que entre 1883 y 2009 realizaba la ruta entre París y Constantinopla (la actual Estambul). A bordo del mismo viaja un variopinto grupo de pasajeros de acomodada posición social con sus acompañantes y criados: el multimillonario Edward Ratchett (Johnny Depp), Monsieur Bouc (Tom Bateman) –que, en la versión de Lumet, interpretaba Martin Balsam con el nombre de Signor Bianchi–, la condesa Elena Andreyi (Lucy Bolton), Hildegar de Schmidt (Olivia Colman), la enfermera Pilar Estravados (Penélope Cruz) –personaje equivalente al que encarnara (ejem…) Ingrid Bergman en la versión del 74, y cuyo nombre está sacado de otra novela de Christie protagonizada por Poirot, «Navidades trágicas»–, Gerhard Hardman (Willem Dafoe), la princesa Natalia Dragomiroff (Judi Dench), Hector MacQueen (Josh Gad), Biniamino Márquez (Manuel García-Rulfo) –equivalente al Antonio Foscarelli del libro y que, en el film de Lumet, corría a cargo de Denis Quilley–, Masterman (Derek Jacobi), Pierre Michel (Marwan Kenzari), el Dr. Arbuthnot (Leslie Odom Jr.), la señorita Caroline Hubbard (Michelle Pfeiffer, en un rol inicialmente ofrecido a Angelina Jolie –de la cual se dice que fue rechazada por los productores, hartos de los numerosos cambios que exigía en el guión– y Charlize Theron), el conde Rudolph Andrenyi (Sergei Polunin) y Mary Debenham (Daisy Ridley).


“ Johnny Depp, Penélope Cruz, Daisy Ridley, Judi Dench, Michelle Pfeiffer, Josh Gad y Willem Dafoe son algunos de los intérpretes de este «remake» ”


El asesinato de uno de estos distinguidos personajes –los lectores de la novela y quienes vieran la versión de Lumet ya sabrán quién– provocará que Poirot tome cartas en el asunto y, aprovechando que el tren está detenido en medio de la nieve, investigará el caso.



Rodada en 65 mm., un formato que Kenneth Branagh no había vuelto a utilizar desde que rodara su monumental versión de cuatro horas de Hamlet, ahora habrá que ver si esta nueva versión de Asesinato en el Orient Express nos devuelve al mejor Branagh, el director de maravillas como Enrique V, Mucho ruido y pocas nueces, Frankenstein de Mary Shelley, Trabajos de amor perdidos y La flauta mágica, o por el contrario, al realizador rutinario e impersonal de Thor, Jack Ryan: Operación Sombra y Cenicienta. Lo comprobaremos a partir de 10 de noviembre, fecha de estreno del film en los EE.UU., y a partir del 24 del mismo mes, en cines españoles.

Tomás Fernández Valentí

Más en Avances